Delito de amenazas en Chile

Table of Contents

Bienvenidos al blog jurídico Viltis, en esta ocasión hablaremos sobre un tema de actualidad en el ámbito legal español: el delito de amenazas en Chile.

Las amenazas son una conducta punible en la mayoría de los ordenamientos jurídicos, incluyendo el chileno. Según el Código Penal chileno, se considera amenaza «la acción de anunciarle a alguien la ejecución de un mal futuro e inmediato en su persona, honra o bienes, o en los de una persona a quien esté ligado por algún vínculo».

Es importante destacar que para que se configure el delito de amenazas, es necesario que exista una intención real y seria de causar daño a la persona amenazada. Además, la amenaza debe ser creíble y causar un temor fundado en la víctima.

¿Cómo se castiga el delito de amenazas en Chile?

El Código Penal chileno establece que el delito de amenazas puede ser sancionado con una pena de hasta 541 días de prisión o una multa de hasta 6 unidades tributarias mensuales. Sin embargo, si la amenaza se realiza a través de medios de comunicación o en contra de autoridades públicas, la pena puede aumentar hasta 3 años de prisión.

Además, si la amenaza se realiza en el contexto de violencia intrafamiliar, la pena puede ser aumentada en un grado, es decir, hasta 2 años y medio de prisión.

¿Qué hacer si eres víctima de amenazas en Chile?

Si te encuentras en una situación de amenaza, es importante que acudas a las autoridades para denunciar el hecho. En Chile, existen diversas instituciones que pueden brindarte apoyo y asesoramiento en caso de ser víctima de amenazas, como la Fiscalía Nacional, la Defensoría Penal Pública y el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género.

Además, es importante que conserves todas las pruebas que puedan respaldar tu denuncia, como mensajes de texto, correos electrónicos, grabaciones, entre otros.

En Viltis nos solidarizamos con todas las víctimas de amenazas y rechazamos cualquier forma de violencia. Si tienes alguna duda o comentario sobre este tema, no dudes en dejarnos tu opinión en la sección de comentarios.

Rate this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *